Destinos paradisiacos en España: las albuferas más visitadas

Destinos paradisiacos en España: las albuferas más visitadas

Si todavía no has elegido el destino de tus vacaciones de verano, te proponemos un paraíso sin salir de España. Se trata de la albufera de Valencia, un entorno mágico en el que podrás disfrutar con tu pareja, con tus hijos, e incluso si viajas solo/a. Se trata de una de las albuferas más importantes de nuestro país, debido a su riqueza y biodiversidad.

¿Qué es la albufera de valencia?

“La albufera de Valencia es un espacio natural protegido que se sitúa en la Comunidad Valenciana. Sus límites abarcan desde la desembocadura del río Turia en la ciudad de Valencia hasta Cullera, situada a 30 kilómetros al sur. Cercanas a ella podemos encontrar otras mágicas localidades como Catarroja, Silla o Sueca. También pequeños pueblo como El Saler o El Perelló”, nos explican los trabajadores de Paseos en Barca El Besso.

La albufera es un enorme lago agua dulce situado muy cerca del mar Mediterráneo. No es de gran profundidad, pero sí supone un espacio muy curioso para la biodiversidad, ya que cuenta con una variada fauna y flora. Además de peces y otras especies que viven en ella y en su orilla, es una zona por la que pasan constantemente aves en migración.

¿Qué hacer en la Albufera de Valencia?

Paseo en bicicleta

Si quieres visitar la Albufera valenciana y además hacer algo de deporte y mantenerte en forma, puedes hacerlo en bicicleta. Existe un carril bici paralelo a la carretera V-15 que atraviesa todo el recorrido. Para una experiencia completa, puedes realizar la vuelta a la albufera completa, una ruta circular de unos 78 kilómetros: Este camino recorre los arrozales del marjal y el bosque mediterráneo litoral, dos de los destinos más visitados en Valencia.

Paseo en barca

Otra idea más original es recorrer la Albufera en barca. Se trata de una experiencia muy relajante e inolvidable, sobre todo si se realiza al atardecer. Existen embarcaderos tanto en la Gola de Pujol como en los puertos de Catarroja, Silla, Sollana, y El Palmar.

Riqueza en sus ecosistemas

La albufera es un gran lago de agua dulce formado por más de 2.000 hectáreas. Es el mayor de España y en él se refugian más de 300 especies de aves durante todo el año. Especialmente las aves acuáticas, como pueden ser los flamencos. Desde el año 1994 La Albufera fue declarada como zona especial de protección de Aves. También está reconocida como una de las zonas húmedas de importancia internacional.

Si eres un gran amante de las aves, puedes visitar el centro de interpretación Racó de l’Olla. Allí recibirás más datos sobre las especies voladoras que habitan en el parque y tendrás acceso a sus observatorios y su gran mirador con vistas panorámicas.

Además del interés que genera la fauna de la albufera, también lo hace su flora. Alrededor del lago se extiende un gran paisaje formado por majales y azórrales, cuyos colores cambian dependiendo del ciclo de cultivo: en verano, adquiere un tono verde, mientras que en invierno, el color que más predomina es el azul ya que el agua inunda sus campos. Cuando la tierra queda descubierta, podemos ver un bonito marrón.

Además, en la franja que separa la albufera del mar, se encuentra un bonito ecosistema formado por dunas naturales y un bosque de pinos.

Otras albuferas en España

A pesar de que, sin duda, la Albufera valenciana es la más importante del país, también existen otros grandes lagos en diferentes comunidades autónomas que te sorprenderán gracias a su riqueza natural y a sus bellos paisajes.

El Mar Menor: Se trata de una laguna salina del mar Mediterráneo ubicada en la Región de Murcia con una superficie de 135 km2. Posee una serie de características morfoclimáticas y biológicas que hacen de ella un lugar muy singular

La albufera de Mallorca: Es la zona húmeda más importante de esta isla balear con una superficie de 1.687,65 hectáreas. Se encuentra en las cercanías de Alcudia (Localidad mallorquina).

La albufera del Grao: Se trata del parque natural más llamativo de la isla de Menorca. Supera las 5.000 hectáreas y es uno de los puntos clave de la Reserva de la Biosfera menorquina.

La albufera de Adra:  Es una reserva natural en la que podemos encontrar diferentes tes especies de aves, situada en la provincia de Almería y con una superficie de 131, 41 hectáreas.